Ir a la página principal
EUIPO
Proteja sus marcas, dibujos y modelos en la Unión Europea

Proteja su propiedad intelectual en la Unión Europea.

Menu

Atrás

«La corteza sí hace al queso», afirma el Tribunal de Justicia

February 01, 2021 - case_law_comment

El Tribunal de Justicia se pronuncia sobre la aplicación de las IGP y DOP a la apariencia de un producto.


JURISPRUDENCIA COMENTADA por Stefan Martin, miembro de la Segunda Sala de Recurso.

Los puntos de vista y las opiniones que se comparten en este artículo no representan los puntos de vista ni las opiniones de la EUIPO, sino que constituyen únicamente la perspectiva personal de los autores.

«La corteza sí hace al queso», afirma el Tribunal de Justicia.

El 17 de diciembre de 2020, el Tribunal de Justicia dictó sentencia en el asunto Morbier. El Tribunal declaró que el ámbito de protección de una IGP/DOP no se limita a su denominación, sino que puede, en determinadas circunstancias, abarcar la forma y la apariencia del producto.

17 de diciembre de 2020, C 490/19, Morbier, EU:C:2020:1043

Hechos

El Morbier es un queso elaborado con leche cruda de vaca que se produce en los montes Jura, en la parte oriental de Francia. Este queso presenta una línea negra central, continua, adherente, horizontal y reminiscente del proceso tradicional desarrollado en el siglo XIX, que consistía en cubrir la cuajada sobrante con cenizas durante la noche para protegerla del polvo y los insectos, y luego completarla con la primera leche de la mañana.

 

 

El queso Morbier se registró como «appellation d’origine contrôlée» (denominación de origen protegida) en virtud de un decreto emitido el 22 de diciembre de 2000. El artículo 8 del Decreto estableció un período transitorio que finalizó el 11 de julio de 2007 para las empresas situadas fuera de la zona geográfica delimitada que producían y comercializaban quesos con el nombre «Morbier». En la UE, «Morbier» se registró como DOP el 10 de julio de 2002. La parte demandada, la Société Fromagère du Livradois, que lleva elaborando queso Morbier desde 1979, no se encuentra dentro de la zona geográfica reservada a la denominación «Morbier». Tras la expiración del período transitorio, la parte demandada adoptó una nueva denominación para su queso (Montboissie du Haut Livradois), pero conservó la apariencia del producto, incluida la distintiva línea negra. En 2013, el Syndicat interprofessionnel de défense du fromage Morbier (en lo sucesivo, «el Syndicat»), un organismo profesional encargado de la defensa de la DOP, interpuso una demanda contra la Société Fromagère du Livradois. El Tribunal de Primera Instancia de París desestimó la demanda el 14 de abril de 2016. La sentencia fue confirmada por el Tribunal de Apelación de París. El Tribunal de Apelación declaró, esencialmente, que la protección de una DOP/IGP no se extiende a la apariencia o características de un producto, sino que se limita a la denominación y, por lo tanto, no prohíbe el uso de una línea negra en el centro de un queso. El Syndicat recurrió en casación esta sentencia. Mediante sentencia dictada el 19 de junio de 2019, el Tribunal Supremo francés solicitó orientación al Tribunal de Justicia.

Análisis

  1. ¿Prohíbe el artículo 13, apartado 1, del Reglamento n.º 1151/2012 el uso por parte un tercero de la denominación registrada de una IGP/DOP únicamente?

    En el asunto queso manchego, el Tribunal amplió el concepto de evocación a los elementos figurativos (2 de mayo de 2019, C 614/17, queso manchego, EU:C:2019:344, § 18). En el caso de autos, el Tribunal completa la revisión de la disposición relativa al posible conflicto entre las IGP/DOP y las marcas, afirmando que el artículo 13, letras c) y d), tampoco se limita al uso del elemento o elementos denominativos de la IGP/DOP. En apoyo de esta interpretación, el Tribunal observa, en primer lugar, que el artículo 13, apartado 1, contiene una enumeración graduada de los comportamientos prohibidos que no se limitan al uso exclusivo de los elementos denominativos y, en segundo lugar, que el uso de las expresiones «cualquier otro tipo de indicación falsa o falaz» [artículo 13, apartado 1, letra c)] y «cualquier otra práctica que pueda inducir a error al consumidor» [artículo 13, apartado 1, letra d)] refleja la intención del legislador de «incluir cualquier comportamiento que no esté ya previsto por las demás disposiciones de los mismos artículos y, de este modo, cerrar el sistema de protección de las denominaciones registradas» (§ 30-31).
     
  2. ¿Cubren el artículo 13, apartado 1, letra d), del Reglamento n.º 510/2006 y el mismo artículo del Reglamento n.º 1151/2012 la forma y la apariencia de un producto?

    El Tribunal observa que «la protección prevista por esas disposiciones tiene por objeto, según sus propios términos, la denominación registrada y no el producto amparado por esta. De ello se desprende que esta protección no tiene por objeto prohibir, en particular, la utilización de técnicas de fabricación o la reproducción de una o de más características indicadas en el pliego de condiciones de un producto amparado por una denominación registrada, por figurar en dicho pliego de condiciones, para hacer otro producto no amparado por el registro» (§ 36). Esta conclusión excluiría, a priori, la protección de la forma del producto. El Tribunal subsana esta objeción al observar que, por definición, una IGP/DOP y el producto amparado «están estrechamente vinculados», ya que la denominación identifica un producto que «tiene determinadas cualidades o determinadas características» (§ 37). Por consiguiente, no puede excluirse que la forma o la apariencia particularmente distintiva de un producto pueda inducir a error al consumidor (quien está normalmente informado y es razonablemente atento y perspicaz) acerca del verdadero origen del producto de que se trate (§ 38).

Importancia práctica

La sentencia del Tribunal marca el último capítulo de un abundante corpus de jurisprudencia sobre el alcance de la protección de las IGP/DOP, que no se limita a sus elementos denominativos, sino que abarca también otros elementos figurativos o formas que son sus corolarios. La sentencia ilustra, una vez más, la voluntad del Tribunal de aplicar, ante los claros objetivos de la legislación pertinente, una protección de amplio alcance a las IGP/DOP.

Nuestra web utiliza cookies para apoyar las características técnicas que mejoran su experiencia de usuario. Utilizamos también herramientas de análisis Más información